El Senasa potenciará su información estratégica para la actividad frutícola norpatagónica

Con el objetivo de interactuar con los propios usuarios y beneficiarios de sus estadísticas públicas, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) sistematizará nueva información de carácter estratégico para los actores de la actividad frutícola norpatagónica.

Así se acordó durante un encuentro realizado entre las partes en el Centro Regional Patagonia Norte del Senasa, que encabezó el vicepresidente del Organismo, Guillermo Rossi.

El funcionario consideró que “es sumamente importante poder dialogar con los referentes institucionales del sector público y privado de la región, teniendo en cuenta que en este ida y vuelta se fortalece el rol que cumple nuestro Organismo”.

Además, explicó que “estas reuniones nos permiten dar a conocer los sistemas y programas que tenemos en ejecución en pos de fortalecer la protección, sanidad e inocuidad de nuestras producciones vegetales, y adicionalmente ponerlos a disposición del sector para que les sirva como herramienta para sus estrategias de producción o comercialización”.

Por su parte, el director regional del Senasa, Ricardo Sánchez, dijo que “desde que en 2009 editamos el primer Anuario Estadístico con datos de las cadenas agroproductiva y agroindustrial de Río Negro y Neuquén hasta la fecha, hemos tomado el compromiso de mejorar continuamente la calidad y cantidad de la información estadística que publicamos”.

Asimismo, detalló que desde que se tomó el compromiso de “democratizar esta información, siempre hemos interactuado con los actores sociales de las cadenas productivas para conocer qué otra información relevante podríamos analizar y publicar”.

Asimismo, resaltó que a partir de “la implementación del Documento de Tránsito Vegetal se constituye una herramienta para conocer el movimiento de nuestra fruta desde la producción primaria hasta su industrialización y comercialización”. Cabe recordar que este documento es el respaldo sanitario de las cargas de productos, subproductos y derivados de origen vegetal que transitan por el territorio nacional.

En este sentido, informó que durante el encuentro se repasaron “los datos disponibles a partir de nuestros registros y sistemas, y de qué manera se podrían incorporar los mismos a los mensuarios y anuarios que elaboramos”. De esta manera, se consensuó la necesidad de disponer información de la fruta que se comercializa en el mercado interno y la que se envía a industrializar, además de tener nuevos cuadros comparativos de su exportación.

En el auditorio, además del Senasa, estuvieron representantes regionales del Ministerio de Agroindustria de la Nación, de los gobiernos de las provincias de Río Negro y Neuquén, de los institutos Nacional de Tecnología Agropecuaria (INTA) y de Investigación y Desarrollo Tecnológico para la Agricultura Familiar (IPAF), del Centro de la Pequeña y Mediana Empresa de Neuquén (Centro Pyme – Adeneu), del Control de Ingreso Provincial de Productos Alimenticios de Neuquén (CIPPA), de la Federación de Productores de Fruta de Río Negro y Neuquén, de la Cámara Argentina de Fruticultores Integrados (CAFI), del Consejo Profesional de Ingenieros Agrónomos de Río Negro, del Comité de productores y exportadores de frutas y hortalizas frescas para los EE.UU. (Copexeu), consultores privados y periodistas agropecuarios.

Fuente: Senasa Comunicación Patagonia Norte